Síntomas de la Artritis Psoriásica

 

¿Cuáles son los Diferentes Síntomas de la Artritis Psoriásica?

Síntomas de la Artritis Psoriásica

Los síntomas de la artritis psoriásica son diversos y pueden manifestarse mas en un paciente que en otro. En éste tipo de psoriasis el dolor en las articulaciones e hinchazón son los síntomas mas comunes, especialmente en los dedos de manos y pies, así como fatiga y tendinitis. Los síntomas típicos de la artritis psoriásica son las imperfecciones escamosas en los codos, cuero cabelludo y rodillas y dolor en la parte inferior de la espalda.

Afección de por Vida

El inicio de la enfermedad generalmente ocurre entre las edades de 30 y 50 años, y por lo general es una afección de por vida, aunque pueden ocurrir períodos de remisión. La principal característica que separa la artritis psoriásica de otras formas de artritis es su conexión con la psoriasis de la enfermedad de la piel, un trastorno común que causa manchas rojas y escamosas en la piel. Aproximadamente el 10% de las personas que sufren de psoriasis también pueden desarrollar inflamación de las articulaciones. Cuando esto sucede, la psoriasis generalmente se clasifica como la enfermedad artritis psoriásica. Otra diferencia entre la artritis psoriásica y otros tipos de artritis es que la primera a veces puede causar inflamación de los órganos internos, como el corazón, los pulmones y el hígado.

Las personas que sufren síntomas de artritis psoriásica generalmente son tratadas por dos tipos diferentes de médicos. Un dermatólogo abordará la condición de la piel, mientras que un reumatólogo tratará al paciente por artritis. Los tipos de medicamentos dependerán de la salud general del paciente y de la gravedad de la enfermedad. Por lo general, el tratamiento incluirá una combinación de terapias y medicamentos para ayudar a disminuir los síntomas de la artritis psoriásica.

El dolor y la hinchazón

El dolor y la hinchazón en las articulaciones son comunes en la mayoría de los tipos de artritis, incluida la artritis psoriásica. Esta hinchazón es causada por la retención de agua en y alrededor de la articulación. En algunos casos, la hinchazón es el resultado de la degeneración del cartílago. Esta degeneración puede causar que los huesos alrededor de la articulación se froten. Los medicamentos antiinflamatorios como la aspirina o el ibuprofeno generalmente se recetan para ayudar a aliviar estas dos afecciones, aunque no tienen un efecto notable en las lesiones de la piel.

Aunque no hay cura para la psoriasis, existen muchos tratamientos que pueden minimizar los efectos de la enfermedad. Las cremas de cortisona aplicadas directamente a las áreas afectadas generalmente se consideran las más efectivas. La luz ultravioleta y la luz solar completa pueden disminuir las lesiones cutáneas. Los dermatólogos recetan rutinariamente terapia con luz ultravioleta combinada con psoralenos, que son medicamentos que hacen que la piel sea más sensible a la luz.

Solo en los Estados Unidos, se estima que más de 40 millones de personas sufren de algún tipo de artritis. Los investigadores están buscando nuevos tipos de tratamiento para disminuir los efectos más dañinos. Uno de esos tratamientos es la terapia con antibióticos, que se desarrolló debido al descubrimiento de un posible vínculo entre la artritis y la infección bacteriana. El fármaco más prometedor se considera un antibiótico llamado minociclina, un miembro de la familia de las tetraciclinas

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.